El plazo fijo

Tener el dinero en el banco no se limita únicamente a dejarlo en la caja de ahorro. Existe la posibilidad de depositar una cantidad de dinero por una cantidad de tiempo determinada y al finalizar ese período recibirlo nuevamente en nuestra caja de ahorro con una ganancia por intereses. Es lo que se conoce como plazo fijo y es la forma más simple de invertir nuestros ahorros. El tiempo mínimo que debe durar esta operación es de 30 días y el máximo es hasta 1 año. El monto mínimo suele ser $ 1.000 y no nos cobran comisiones por hacer esta operación. La tasa que nos paga el banco se define en forma anual y es informada en la sucursal o en la página web: cuanto más tiempo dejemos el dinero depositado además de ganar más dinero, la tasa suele ser un poco más alta. No es necesario ir hasta la sucursal para hacer esta operación: podemos hacerla por internet a través del home banking o desde el teléfono celular usando la app de mobile banking. Los pasos son simples. Tenemos que definir por cuánto dinero vamos a constituir el plazo fijo y la cantidad de días en los que queremos recuperarlo para determinar la fecha de vencimiento (tiene que ser en un día hábil, de lo contrario se corre el vencimiento hasta el próximo día hábil).


Si por ejemplo tenemos $ 1.000 y queremos hacer un plazo fijo a 30 días y la tasa anual es de 18%, el cálculo sería: $ 1.000 x (1 + 18% x 30 / 360) = $ 1.000 x (1,015) = $ 1.015

Con esa tasa, con $ 1.000 ganaríamos $ 15 en 30 días.


Podemos constituir más de un plazo fijo en simultáneo, lo que los hace una alternativa práctica para que no se mezcle el dinero para los pagos del mes con el dinero que queremos ahorrar para otras cosas.


¿Cuál es la desventaja?


Si durante el tiempo que duró el plazo fijo la inflación fue más alta que la tasa de interés, por más que tengamos más dinero, alcanza para menos cosas que antes. Esto significa que la tasa de interés real es negativa a pesar de que la tasa de interés nominal es positiva. Si mientras el dinero está en el banco el dólar sube mucho, por más que ganemos intereses, el valor del capital cuando lo medimos en la cantidad de dólares que podríamos comprar, perdió valor.


¿Es seguro?


Si, el Banco Central tiene garantías de casi medio millón de pesos en caso de que el banco tenga problemas y no pueda devolvernos el dinero de nuestros plazos fijos.